domingo, 22 de febrero de 2009

Marca blanca vs. marca fabricante

Los meses parece que se acortan, o por lo menos nuestra cartera así lo siente. No hemos llegado al día 15 y si echamos un vistazo a la cuenta corriente no encontraremos más que telarañas... Es lógico que los consumidores busquemos precio, y nuestro refugio son las marcas blancas. Además todos tenemos un amigo que tiene un primo que trabaja en una empresa de alimentación, y nos ha contado que allí envasan el mismo producto con la etiqueta del fabricante (marca) y la del distribuidor (marca blanca).
Las empresas también lo saben, y por eso están intentado evitar esta fuga de clientes que quieren mantener la misma calidad a menor coste (de ahí la campaña de Lidl) con anuncios tipo "te acostumbraste a la calidad cuando tenías la cartera llena. Ahora que llegan las vacas flacas, y te has acostumbrado a lo bueno, no pienses que te puedes marchar así como así. Si quieres calidad, tendrás que seguir pagándolo"...



PD: Patés La Piara también tiene un anuncio similar, pero no lo he encontrado en la web.

2 comentarios:

Margarita dijo...

Las marcas que mayor confianza dan a los consumidores son las marcas de siempre. Las marcas blancas no dan esa confianza.

Anónimo dijo...

Los consumidores no tenemos las suficiente confianza en la marca blanca y si la compramos, la compramos con muchas dudas.